Ciudad de Buenos Aires: paros, jornadas de protestas y movilizaciones de judiciales, estatales, metrodelegados, docentes y CTEP

Con distintas modalidades, sindicatos porteños como SITRAJU-CABA, ATE-Capital, los docentes de UTE, los metrodelegados y la organización social CTEP, llevarán a cabo acciones de protesta en rechazo a la pauta salarial del 15%. Las distintas medidas contemplan ceses de actividades, paros, cortes de calles y una movilización que se realizará el viernes al mediodía desde el Congreso Nacional hacia la sede de la Legislatura porteña.

Diferentes gremios que nuclean a trabajadores de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, llevaron adelante una conferencia conjunta en la sede de la Unión Trabajadores de la Educación (UTE).

"En la ciudad de Buenos Aires, como en el país, aumentó todo, menos el salario. Hay un techo (salarial) del 15 por ciento que Horacio Rodríguez Larreta hace propio y que es del gobierno nacional", aseguró Eduardo López, secretario general de UTE-Ctera, al iniciar la rueda de prensa.

En este marco, anunciaron una jornada de protesta para este viernes, que incluirá una movilización desde el Congreso Nacional hacia la sede de la Legislatura porteña, una medida de fuerza de los metrodelegados a partir de las 20.30, y 40 cortes de calle en toda la ciudad, realizado por la Confederación de Trabajadores de la Economía Popular (CTEP).

Asimismo, cada gremio comunicó medidas puntuales correspondientes a su propia coyuntura. Por caso, Diego Latrónico, referente del Sindicato de Trabajadores Judiciales de la Ciudad de Buenos Aires que lidera la diputada nacional Vanesa Siley, anunció un cese de actividades que comenzará hoy, miércoles, a partir de las 12 y un paro de 48 horas sin atención al público.

La conferencia fue convocada como expresión de unidad de los gremios de estatales –o que dependen de manera indirecta del Estado– para manifestar contra el techo en las paritarias de este año, que la administración de Horacio Rodríguez Larreta busca clavar en un 15 por ciento en aplicación del criterio definido desde la Casa Rosada.

La línea no podría ser más nítida: en la CABA, todas las paritarias con alguna injerencia del Estado quedaron del 15 por ciento para abajo. A los docentes de escuelas públicas les ofrecieron 15 por ciento en tres cuotas. A los trabajadores del subte (un servicio concesionado por la Ciudad, que es dueña de los trenes) les liquidaron entre un 12 y un 15, según la función. El aumento para los estatales fue de un 12 por ciento, y del 13 para los trabajadores judiciales. Sin cláusula gatillo, para un año en que la previsión inflacionaria está por encima de los 20 puntos.

El objetivo del reclamo de los sindicatos es así sumar fuerzas para romper ese techo.

Fuentes: Página12/Infonews/Idealpolitik/TN/Clarín

Comentarios